Zanzibar (días 438-449)

publicado en: Tanzania | 5

Último destino en África: Zanzibar. El viaje se acercaba a su fin y después de la ruta acelerada por tierras africanas, íbamos a aprovechar nuestro último destino para desconectar y preparar la vuelta a casa. Un ferry desde Dar Es Salam nos llevó a Zanzibar Town, la capital del archipiélago de Zanzíbar conformado por las islas Unguja y Pemba.

 

Stone Town

Stone Town, es el centro histórico de Zanzibar Town. Pasear por sus calles sin perderse es todo un reto. Sus callejones rebosan de detalles históricos, de los cuáles las puertas son su mayor atractivo y donde adivinar si son de origen indio u omaní es parte del juego. Entre el resto de atractivos, se encuentran una fortaleza portuguesa y el mercado de esclavos, que recuerda el sufrimiento de éstos durante el califato omaní. No obstante, la vida de los mercados es lo que más nos llamó la atención, especialmente en el de pescados. Y es que es dónde uno experimenta la vida cotidiana de la gente y se asombra de la diversidad de pescados que venden y subastan. Además, es donde hay menos locales intentando ganarse una propina vendiéndote especias, por lo que, en parte, te puedes sentir un comprador más.

Puertas
Las puertas de Stone Town, llenas de detalles

 

Nungwi

Tras la estancia cultural en la capital, nos desplazamos a Nungwi, situado al norte de la isla, donde no íbamos a hacer absolutamente nada más que tomar el sol y bañarnos. El norte de la isla es la zona más desarrollada en cuanto a turismo de playa. Lujosos resorts y bungalows abarrotan la costa y ello atrae a infinidad de vendedores locales, que no paran de ofrecer paseos, fruta, collares y un montón de cosas más. También abundan los “plastic” masai: jóvenes (algunos pertenecientes a la tribu masái y otros no) que utilizan la vestimenta típica de esta tribu para ganarse algún dinero vendiendo artesanías, pero sobretodo intentando conquistar a maduras italianas que vienen en búsqueda de pasión exótica.

 

En Nungwi logramos establecer una rutina de desconexión total. Por la mañana, descansábamos en el hostal y aprovechábamos para disfrutar de charlas muy interesantes y divertidas sobre nuestras diferencias culturales con los trabajadores del hostal. Después disfrutábamos de comida local y nos dirigíamos a la playa, dónde sol y agua era lo único que nos interesaba. Puesta de sol, cervecita, cena y vuelta al hostal… ¡vamos buena vida sin igual!

 

Paje y alrededores

Tras Nungwi, nos fuimos al sureste, dónde las playas son incluso más espectaculares y la menor afluencia de turistas hace que sean más tranquilas, pero el baño es peor debido a las grandes mareas y la poca profundidad del agua. Hicimos base en Paje y coincidimos con una pareja que vivía en Barcelona con la que recorrimos la zona nuestros últimos días. Con ellos fuimos al bosque Jozani que se encuentra cerca de Paje, dónde además de un bosque de manglares es posible avistar el colobo rojo, una especie de mono endémico de la isla de Unguja.

 

Si uno se quiere dar un capricho, es posible visitar el restaurante The Rock, uno de los más bonitos del mundo por el idílico lugar en el que se encuentra: una roca que con marea alta queda totalmente aislada de la orilla. Nosotros no quisimos perdernoslo y fuimos seguido de la visita al bosque. Si no se quiere comer (donde los platos más baratos rondan los $18), es posible refrescarse en su terraza para disfrutar de sus vistas y sentirse rico por un día (una coca-cola cuesta $4).

 

Las playas de Zanzíbar son espectaculares, su arena blanca y su agua cristalina conforman un paraíso en el cuál la desconexión está casi asegurada (si no fuera por tanto vendedor). Tanto en el norte como en el sureste el paisaje es alucinante. Los colores del agua son tan increíbles que parece imposible que sean de verdad. ¡Paraíso en estado puro!

Tomando el sol
Tomando el sol y disfrutando

 

No abandonamos Zanzíbar sin antes volver a Stone Town. Esta vez sin necesidad de visitar la ciudad, disfrutamos del mercado de comida que montan a las noches (aunque la cantidad de locales que intentan llevarte a su stand resulta un tanto agobiante) y nos hicimos con unos cuadros y unos recuerdos que queríamos traer para la familia. Por primera vez podíamos cargar souvenirs, ¡volvíamos a casa!

Cuadros
Nos gustaron tantos este estilo de cuadros, que nos hemos traido uno para cuando nos volvamos a instalar en una casa

 

Información práctica

Transporte
  • Barco de Dar Es Salaam – Zanzibar Town: TSH48000 (3h) Flying Horse
  • Dalla-dalla Zanzibar Town – Nungwi: TSH2000 (1h)
    • Tomar el dalla dalla 116 al lado del mercado de Darajani y bajarse en la última parada.
  • Dalla-dalla Zanzibar Town – Paje: TSH2500 (1h 30min)
    • Tomar un dalla dalla dirección Jambiani, Bwejuu o Michamvi. El problema es que no salen del mercado y es necesario ir tres kilómetros fuera de Stone Town. Para ello, preguntar en el hostel como hacerlo ya que una vez en la calle, nos fue imposible que nos ayudaran sin pedir dinero a cambio.
  • Dalla-dalla a The Rock: TSH2500 (desde el bosque Jozzani) – TSH1000 (desde Paje)
    • Tomar un dalla dalla dirección Michamvi y pedir que os bajen en el cruce que lleva al restaurante.
  • Barco Zanzibar Town – Dar Es Salaam: TSH75250 (2h) Kilimanjaro Express
Alojamiento
  • Stone Town: Pearl Guesthouse (TSH40000 habitación privada con baño privado)
  • Nungwi: Mama Fatuma Village (TSH 35000 habitación privada con baño privado)
    • Gente majísima, habitaciones tipo bungalow, wifi que funcionaba… ¡Todo perfecto!
  • Paje: Ufukwe Bungalows (TSH55000 habitación privada con baño privado)
Recomendaciones y sugerencias
  • Hay que tener en cuenta que para entrar desde Tanzania a Zanzibar es obligatorio el pasaporte y tener puesta la vacuna de la fiebre amarilla.
  • Para aquellos que únicamente quieran ver a los colobos rojos en el bosque de Jozani, justo en la entrada al parque es donde habitualmente se encuentran. Esperad a que crucen el camino y podréis sacar infinidad de instantáneas de ellos. Os permite ahorrar 10 dólares por la entrada al parque, que aunque es frondoso, no es nada del otro mundo.
  • En Nungwi, degustar los platos locales en el Chef Bakery Shop. Muy buen precio y buena calidad. Consejo: El curry pica de verdad, abstenerse intolerantes a extra de picante.

Share

5 Respuestas

  1. Hola!, que fantásticas fotos y experiencias, pensé que sería un poco mas complicado moverse por la isla pero con la información que dan aquí, parece que no lo es tanto, me aventuraré próximamente, gracias por compartir, un abrazo desde México!

    • Comiendonos El Mundo

      Nos alegra saber que la información te ha sido útil Ivonne. Disfruta de Zanzibar, es un lugar increible! 😍

  2. Muchas gracias 😉

  3. sandra tarin mota

    Hola, me voy a Tanzania dentro de poco y no encuentro información sobre el Flying Horse ¿dónde comprasteis los tickets? Gracias

    • Comiendonos El Mundo

      Hola!
      Nosotros lo compramos en el mismo “puerto”, en una ventanilla. Al llegar a la zona del puerto, un montón de gente se nos tiró encima intentando vendernos tickets, pero nosotros queríamos comprar en la ventanilla oficial. Por suerte, sólo se fijaron en Nico, dejándome a mí libre para llegar hasta allí y comprar directamente debajo del cartel de “Flying Horse”. Si estás algún día antes en Dar Es Salaam puedes acercarte para ver horarios y donde se compra; sino, seguro que lo puedes comprar al momento.
      Saludos y a disfrutar de Zanzibar!!!

Dejar una opinión